Home / Crimen organizado / ASESINAN A ESPOSO DE CONCEJALA DE YPEJHU Y A DOS JOVENCITAS INDIGENAS
auto concejala

ASESINAN A ESPOSO DE CONCEJALA DE YPEJHU Y A DOS JOVENCITAS INDIGENAS

Por Omar Cristaldo y Jorge Figueredo

ASESINAN A ESPOSO DE CONCEJALA DE YPEJHU Y A DOS JOVENCITAS INDIGENAS

Seria un atentado de sicarios del intendenteVilmar Acosta alias “Neneco”,hoy prófugo

auto concejala

Auto de la consejala

Por Jorge Figueredo y Omar Cristaldo, redactores de Antimafia Dos Mil Paraguay

Próximo al mediodía del pasado 20 de febrero, los medios de comunicación se hicieron eco y difundieron la noticia, de acuerdo a datos preliminares, de un múltiple homicidio en Ypejhú, ocurrido aproximadamente a las 10:45 de la mañana de ese día, en la línea fronteriza entre Ypejhú y Paranhos, frontera con Brasil, mencionándose la existencia de un total de tres víctimas.

Al momento de conocerse las primeras noticias del hecho aún no habían trascendido los nombres de las víctimas del crimen. Pero si revelan que testigos que observaron el hecho habrían señalado como responsables del asesinato a sicarios que trabajan para el clan liderado por el prófugo exintendente de Ypejhú, Vilmar “Neneco” Acosta Marques, supuesto autor intelectual del asesinato del corresponsal de ABC Color Pablo Medina y de la joven Antonia Almada, el 16 de octubre del año pasado, mientras regresaban de una cobertura periodística.

Ya el periodista Pablo Medina con sus denuncias y en varias oportunidades, mismo los pobladores, habrían señalado a los Acosta Marques como los principales cabecillas del narcotráfico en la zona y como responsables de al menos una veintena de muertes violentas producidas en los últimos cuatro años. Asimismo, fue fuerte el comentario, entre los pobladores del lugar, que “Neneco” seguía paseándose por la zona, pese a contar con orden de captura internacional. Se mencionaba además, que Vilmar “Neneco” Acosta cuenta con apoyo de líderes políticos y hasta de las fuerzas del orden en la zona, por lo que siempre se manejó en la impunidad.

Unas horas más tarde los medios de comunicación informaron que en el atentado perpetrado esta mañana mueren en Ipejhú Gregorio Salinas López, esposo de la concejala de la ANR Elisa Lomaquis, y dos indígenas de nacionalidad brasileña.

Según trascendió, al momento del ataque al vehículo, en el cual se desplazaba el esposo de la concejala pasaban una mujer con su hija, ambas indígenas brasileñas. Edith Da Silva, de 15 años, quien murió en el hospital de Paranhos, mientras que Cineia Benítez falleció horas después.

camioneta prenden fuego

Camioneta utilizada para el crimen

Los sicarios una vez cometido el crimen se fugaron raudamente a bordo de una camioneta utilizada para el atentado, que luego fue abandonada en la zona de la colonia 11 de setiembre, Villa Ygatimí, distante unos cinco kilómetros del lugar, en una zona que es conocida como “Tierra de Ninguém” “Tierra de nadie”, donde quemaron el rodado para no dejar evidencias.
VARIAS SON LAS HIPOTESIS QUE SE MANEJAN

No podemos descartar ninguna hipótesis en este asesinato que involucra nada menos que al esposo de una concejala municipal quién formaría parte del mismo grupo político de Acosta Marques y que de acuerdo a algunas fuentes, era una de sus más duras defensoras.

Existen varias versiones todavía no probadas como móvil del crimen desde que supuestamente el clan liderado por Vilmar “Neneco” Acosta Marques habría culpado a Gregorio Salinas López de ser el responsable de que se hayan dado las condiciones para concretar varias incautaciones de drogas, en la zona, en los últimos meses. Pero además se ha barajado la idea de que el esposo de la concejala podría ser uno de los informantes de la policía en la investigación del asesinato del periodista Pablo Medina.
Las investigaciones sobre este nuevo hecho de violencia, con el costo de tres vidas, recién se encuentran en sus primeras pero seguramente con el correr de los días se estarían conociendo mayores detalles de lo sucedido en esta zona del país, en un territorio controlado por la mafia paraguaya.

Ypejhú es un distrito ubicado a 337 kilómetros de Asunción, en la frontera seca con el Brasil, y considerado uno de los puntos de mayor importancia para el negocio del narcotráfico. Ha sido escenario de múltiples casos de crímenes violentos sin resolver en los últimos años.