Home / Crimen organizado / NUESTRO COMPROMISO CON PABLO, HASTA LA MUERTE
pablo medina2

NUESTRO COMPROMISO CON PABLO, HASTA LA MUERTE

Por Sonia Cordella

NUESTRO COMPROMISO CON PABLO, HASTA LA MUERTE

pablo medina2

Por Sonia Cordella – 18 de Abril de 2015

Los familiares de Pablo Medina y Antimafia Duemila piden justicia a seis meses del asesinato del periodista y de Antonia Almada
“No hay mayor expresión de amor que la de quien da la vida por su hermano” fueron las palabras pronunciadas por el Padre Balbino Mujica, sacerdote de la parroquia de Curuguaty (Paraguay) recordando al mayor revolucionario y mártir de todos los tiempos, Jesús Cristo, durante la misa celebrada en memoria del periodista Pablo Medina y de su asistente Antonia Almada, a seis meses de su brutal asesinato. El sacerdote, haciendo referencia al ejemplo de vida del joven nazareno que predicaba la justicia denunciando las injusticias sociales, apoyando y defendiendo a los más débiles, a los últimos y a los inocentes recordó el ejemplo de vida de Pablo Medina. Un hombre correcto y sensible, que no perdía ninguna oportunidad cuando se trataba de ayudar, incluso a través de su trabajo, a quienes más sufren, promoviendo campañas de sensibilización social y denunciando a la criminalidad en su país. “¡La muerte de Pablo es un grito para la nación y para nuestra comunidad! ¡Pedimos justicia! ¡Le pedimos al Gobierno que termine esta violencia! ¡Basta de impunidad!” exclamó el sacerdote, exhortando a la sociedad civil a no tener miedo de denunciar las injusticias provocadas por la corrupción.
Al final de la celebración religiosa, realizada ante la presencia de parientes, amigos y colegas de Pablo comenzó la manifestación pública bajo el slogan “Justicia para Pablo” en un espacio adyacente a la iglesia. La misma fue organizada por Antimafia Duemila, redacción Paraguay, en colaboración con la familia Medina. El evento fue transmitido en directo por “Radio Popular Canindeyú 95.5 FM”y gracias a su director, Don Ramon Ruiz, había sido promocionado a lo largo de toda la semana anterior a través de los micrófonos de su emisora.Omar Cristaldo realizó la apertura de la jornada recordando la elevada moral del periodista asesinado el pasado 16 de octubre de 2014 en la región de Curuguaty, presentando luego a los oradores que fueron pasando uno detrás de otro. “Para nosotros es un honor estar aquí. La revista Antimafia nació precisamente como fruto de la lucha de Pablo Medina por iniciativa del director y fundador de la misma revista con sede en Italia, Giorgio Bongiovanni” expresó el Director de Antimafia Duemila Paraguay, Jorge Figueredo. “Bongiovanni era un amigo y compañero de la lucha de Pablo Medina” expresó, y siguió explicando la finalidad del periódico y recordando que “todo ciudadano tiene una responsabilidad no solo con su ciudad, sino también con todo el país”.
El Fiscal Figueredo prosiguió con un llamado a los ciudadanos para que realicen su aporte siguiendo el ejemplo de este gran hombre. “Esta es una ciudad condicionada por el crimen organizado” expresó, aclarando que solo estando unidos en la protección de hombres que luchan por la verdad y por la justicia podemos tener la esperanza en un país nuevo. “Le pido a la juventud aquí presente que siga el ejemplo de Pablo que dio la vida por todos nosotros. No tenemos que tener miedo de luchar por la vida y la justicia” concluyó Figueredo.
“Pablo era la voz de quienes no tenían voz” afirmó el Padre Mujica “y su sangre grita justicia por todos aquellos que han padecido y que padecen la violencia, por las personas que son víctimas de la pobreza, de la corrupción y del narcotráfico”.
Posteriormente a las palabras del sacerdote siguieron las de Gaspar Medina, hermano de Pablo, quien con ímpetu y en idioma autóctono, el “guaraní”, apuntó contra la corrupción y la política relacionada con los narcos, (y presente en los tres poderes del Estado) contra la prensa servil al poder, nombrando al ex Ministro de la Corte Suprema, Víctor Núñez y al Presidente de la República, Horacio Cartes, y finalmente reclamando verdad y justicia en cuanto al brutal asesinato de su hermano.
“Quisiera decir una cosa, especialmente a los jóvenes: tenemos que darle valor a la vida” exclamó con fuerza Gaspar Medina, destacando la necesidad de luchar siguiendo el ejemplo de quienes, como Pablo, han dado la vida por una sociedad más justa. “Su vocación era la de transmitir la verdad a sus pares. Yo sé que en el más allá estará feliz porque se fue cumpliendo su misión, cumpliendo con su deber”prosiguió. El dolor aún fresco en los hermanos Medina trasciende a través de estas palabras cargadas de rabia y de sed de justicia.
Así llegó el turno de Francisco Medina quien explicó hasta qué punto su hermano había comprendido cuáles eran los enredos criminales del “clan Acosta”, señalado también, que a pesar de haber publicado varios artículos de denuncia en contra de los sucios negocios del entonces, alcalde de Ypejhú, nunca fue apoyado, sostenido, ni protegido, es más, fue desprestigiado, precisamente por quien era el representante máximo de la justicia, el Ministro Núñez. y por lo tanto fue dejado solo.
“Pido a todas las autoridades que en el momento que tengan que juzgar a los delincuentes no presten su brazo para protegerlos. Quien mató a Pablo en este momento está siendo protegido. ¡Tendrían que haberlo arrestado y aparentemente actualmente ha sido privado de su libertad pero la historia no tiene que terminar ahí! Tiene que ser juzgado en una plaza pública!” Gritó Francisco Medina dirigiéndose a las autoridades judiciales y con una conmovedora pasión recordó la honestidad y la incorruptibilidad de su hermano, “que el suyo sea un ejemplo para que nunca más ocurra algo igual” concluyó.
Omar Cristaldo saludó a Don Pablo, padre de los hermanos Medina, que no tuvo fuerza suficiente para hablar, y posteriormente recordó que la familia Medina ya perdió a tres hermanos, a tres mártires de la justicia, Salvador, Salomón y Pablo. Además, hace pocos meses falleció su madre, Ángela, al no resistir el dolor por el asesinato a manos de la mafia de su último hijo.
Por su parte, Olga Bianconi, segunda mujer de Pablo y madre de dos de sus hijos se unió al reclamo de verdad y justicia por la pérdida de su marido. “Estábamos muy cerca del trabajo que hacía y por lo tanto estamos muy preocupados porque no solo se trata de un asesinato físico, sino también de un intento de hacer callar la voz del pueblo. Perpetuando una continua censura a través de amenazas económicas y físicas en contra de los periodistas y de los medios de comunicación, todas las radios del país se encuentran amenazadas porque son la voz del pueblo” afirmó Santiago Martínez concejal municipal de Curuguaty, coordinador de la asociación cultural popular de Canindeyú, y propietario de la radio que transmitió en vivo el evento, pidiendo protección para los periodistas que no tienen miedo de decir la verdad.
Así llegó el turno de Dyrsen Medina, hija primogénita de Pablo, nacida de su primer matrimonio: “Ante todo quiero agradecer el trabajo de Antimafia Duemila por la constante participación y lucha para pedir justicia por mi papá. Como hija de un gran hombre y de un héroe de la prensa paraguaya quisiera pedir, desde lo más profundo de mi corazón, especialmente a los jóvenes, que no sean cómplices de la política que tiene contactos con los narcos” dijoprofundamente conmovida. Y agregó: “tenemos que decir la verdad siempre, tenemos que luchar siempre por la verdad y por la justicia. Mi papá Pablo es un buen ejemplo para seguir, un valioso ideal para seguir unidos, con los brazos en alto, por la verdad, denunciando la corrupción, la narco política. Tenemos que decir basta, no podemos permitir que haya más muertes como ésta. Después de seis meses recordamos a mi papá Pablo y a Antonia, con mucho dolor y no aceptamos su triste partida pero nos consolamos con el pensamiento de que mi padre se fue cumpliendo con su misión, que era decir la verdad. Ahora depende de todos nosotros que no ocurran nuevas tragedias de este tipo. Nuestra familia está firme en el reclamo de justicia y no bajaremos los brazos hasta que se haga justicia”. Así Dyrsen concluyó su sentida intervención.Dyrsen, una mujer que junto a sus tíos, a sus amigos y a nuestros colegas de Antimafia Duemila ha seguido ininterrumpidamente las investigaciones realizadas por los magistrados a lo largo de estos meses sobre el caso de su padre, con quien tenía un estrecho lazo, afectivo y hasta laboral en algunas etapas. Dyrsen lo colaboraba concediendo entrevistas en varias emisoras públicas, a la prensa y organizando marchas y movilizaciones para sacudir a la población civil para que tome más conciencia de la situación reinante, en la zona.
“Espero que el pueblo de Curuguaty donde trabajaba Pablo se de cuenta de la importancia de la memoria de este héroe nacional paraguayo” declaró Giorgio Bongiovanni al hacer su intervención telefónica desde Italia. “Pablo Medina era un gran periodista, un gran hombre que buscaba la verdad y la encontraba. Ahora tenemos que pedir justicia porque hasta el día de hoy no la hemos obtenido – siguió diciendo Bongiovanni – tenemos que pedirle a las autoridades brasileras y a las paraguayas que aceleren el proceso de extradición para el principal responsable de su asesinato, el señor Neneco Acosta, detenido en Brasil, y tenemos que impulsar a las autoridades para que pronto pueda pagar su crimen. Le pedimos a Neneco que declare la verdad, que comience a colaborar con la justicia y que de los nombres de sus cómplices mafiosos, políticos y poderosos que junto con él decretaron la muerte de Pablo Medina. Paraguay tiene que ser liberado de los mafiosos y de los narcotraficantes. El pueblo vive en la miseria porque estos criminales que están en los puestos más altos del Estado siguen negociando con las mafias”.
El director de Antimafia Duemila Italia, dirigiéndose a los grandes medios de comunicación, pidió también que se informe al pueblo y que éste se sensibilice sobre lo que está ocurriendo en el país. Pidió que la gente no se deje vencer por el miedo y que declare lo que sabe para que se pueda hacer justicia, y para que el pueblo pueda ser librenuevamente. Para terminar Bongiovanni se dirigió a la familia Medina “Nuestro compromiso por descubrir la verdad y hacer justicia por Pablo será total. Hasta la muerte”. El evento conmemorativo concluyó con las palabras de Omar Cristaldo que invitó a todos a participar de la marcha hasta el Tribunal y hasta la sede de la Fiscalía para reclamar la aceleración de los trámites de extradición de Neneco Acosta “¡Ahora seguiremos la manifestación por las calles de la ciudad para que todos puedan ver que Pablo se ha multiplicado y que sus ideales de justicia, paz, amor, hermandad y verdad salen a la luz y siguen creciendo!”