Home / Crimen organizado / RENZI, EL PARTIDO DEMOCRÁTICO Y EL ESTADO-MAFIA
Renziyberlusconi

RENZI, EL PARTIDO DEMOCRÁTICO Y EL ESTADO-MAFIA

Por Giorgio Bongiovanni

RENZI, EL PARTIDO DEMOCRÁTICO Y EL ESTADO-MAFIA

Por Giorgio Bongiovanni – 25 de Junio de 2015


El 24 de noviembre de 2014, después de las elecciones que tuvieron lugar en las regiones de Emilia Romagna y Calabria Saverio Lodato en su artículo “Povero Renzi, come ti sei ridotto”(Pobre Renzi, cómo has terminado) publicado en nuestro periódico online, describía un cuadro clarísimo y realista de la trágica situación política en Italia, en la que ha quedado gracias a un PD que se acercaba hacia el abismo. Hoy os invitamos a leer una vez más el análisis de Saverio Lodato, que sin ninguna dote de clarividencia había anticipado la inexorable decadencia ideológica que vive actualmente el Partido Democrático. A partir precisamente de haber aniquilado gran parte del electorado de una de las regiones que desde siempre ha estado a la vanguardia en la participación política del pueblo. Lodato había previsto que este Gobierno habría seguido la línea de las promesas no mantenidas y de “fingir” cambiar las cosas. Sin hablar de la lucha en contra de la mafia, algo muy lejos de los objetivos de este partido.
¿Cómo hizo Lodato para vislumbrar que el PD, hijo del mayor partido de izquierda, el de Enrico Berlinguer que cuenta en su haber con mártires y héroes como Pio La Torre, hoy traicione sus orígenes de forma tan desfachatada? Claramente Lodato pudo conocer bien cerca el Partido Comunista Italiano de Berlinguer y de Pio La Torre: en los primeros comicios que Berlinguer hizo en Palermo quien lo presentaba, como lo demuestran algunas fotos, era el periodista Lodato. A pesar de que también en aquel entonces tuviera contradicciones, límites y errores internos, el PCI era igualmente un gran partido en el que se podía confiar para determinadas batallas.
Es por ello que nos tomamos el atrevimiento de decir que Berlinguer, Pio La Torre y otros intelectuales de la época, pertenecientes a ese gran movimiento político, jamás se habrían imaginado que hoy el líder de lo que queda del PCI, Matteo Renzi, pudiera sentarse descaradamente a la mesa con un hombre que ha representado a la mafia: Silvio Berlusconi, (el cofundador de Forza Italia, de hecho es Marcello Dell’Utri, ahora en la cárcel por concurso externo en asociación mafiosa, n.d.r.) para tratar la reforma de nuestra Constitución. Así como jamás habríamos imaginado que los altos cargos de lo que queda de ese partido pudieran algún día, en forma paradójica e irónica, amonestar hasta casi expulsar a la presidenta de la Comisión antimafia, Rosy Bindi por haber redactado la lista de los “Impresentables”, políticos imposibles de elegir incluso pertenecientes al PD (por ejemplo VincenzoDeLuca, que a pesar de todo fue elegido en la región de la Campania en las últimas elecciones regionales, n.d.r.)
Los personajes antes mencionados jamás habrían podido imaginar que se pudiera llegar a vivir una situación de este tipo. Es por ello que Lodato, conociendo perfectamente la mafia y habiendo conocido a Giovanni Falcone y a Paolo Borsellino, en el pasado mes de noviembre ya había vislumbrado cómo terminaría ese partido que fue de Antonio Gramsci y que en cambio hoy, salvo rarísimas excepciones, ha terminado como un rejunte de incompetentes, conniventes y arrogantes hombres de poder.